Día Mundial Humanitario 2020: Un tributo a los trabajadores humanitarios en primera línea

En medio de una pandemia mundial, de necesidades sin precedentes y de una creciente inseguridad, los trabajadores humanitarios y del sector de la salud siguen prestando servicios a las personas más vulnerables del mundo.

El año pasado fue el más violento del que se tiene constancia para los trabajadores humanitarios, con 483 ataques, 125 muertos, 234 heridos y 124 secuestrados. La ONU condena todos los ataques contra los trabajadores humanitarios.

OCHA y sus socios presentan historias inspiradoras de los héroes humanitarios de la vida real que están redoblando esfuerzos para afrontar los retos.

(Ginebra/Nueva York, 19 de agosto de 2020): Hoy, Día Mundial Humanitario, el mundo rinde homenaje a todos los trabajadores humanitarios -muchos de los cuales trabajan en sus propias comunidades- que están haciendo esfuerzos extraordinarios en tiempos extraordinarios para ayudar a las mujeres, los hombres, las niñas y los niños cuyas vidas se ven trastornadas por las crisis y la pandemia mundial de COVID-19.

La dedicación, la perseverancia y la abnegación de estos héroes de la vida real representan lo mejor de la humanidad en su respuesta a la crisis de COVID-19 y al aumento masivo de las necesidades humanitarias que ha desencadenado.

Los primeros en responder son a menudo las propias personas necesitadas: refugiados, miembros de organizaciones de la sociedad civil y trabajadores sanitarios locales. Llevan alimentos, refugio, atención sanitaria, protección y esperanza a otras personas en medio de conflictos, desplazamientos, desastres y enfermedades.

Sin embargo, los trabajadores humanitarios están siendo sometidos a prueba como nunca, enfrentando restricciones de movimiento sin precedentes, con recursos insuficientes ya que las necesidades superan a los fondos disponibles.

Y con demasiada frecuencia, arriesgan sus propias vidas para salvar las de otros.

En las últimas semanas, trabajadores humanitarios en Níger y Camerún murieron en ataques despreciables, y desde el comienzo de la pandemia, decenas de trabajadores de la salud han sido objeto de ataques en todo el mundo.

Según la base de datos de seguridad de los trabajadores humanitarios de la organización Humanitarian Outcomes, 2019 fue el año con más ataques contra los trabajadores 

humanitarios desde que se empezaron a registrar. Un total de 483 trabajadores humanitarios fueron atacados, 125 fueron matados, 234 heridos y 124 secuestrados en 277 incidentes. Esto supone un aumento del 18% en el número de víctimas en comparación con 2018.

Este es el décimo primer Día Mundial Humanitario, designado por la Asamblea General de las Naciones Unidas. Marca el día del ataque al complejo de la ONU en Bagdad el 19 de agosto de 2003, que cobró la vida de 22 personas, incluido el Representante Especial del Secretario General para Irak, Sergio Vieira de Mello. Desde entonces, cerca de 5.000 trabajadores humanitarios han sido asesinados, heridos o secuestrados, y en el decenio de 2010-2019 se ha registrado un aumento del 117% de los ataques en comparación con el período 2000-2009.

En 2019 se registró un aumento de los ataques contra los trabajadores de la salud, incluidos incidentes contra médicos en Siria y contra personal luchando contra Ébola en la República Democrática del Congo.

La mayoría de los ataques se produjeron en Siria, seguido por Sudán del Sur, la República Democrática del Congo, Afganistán y la República Centroafricana. En Malí y Yemen se duplicaron los ataques comparado al año anterior. Las Naciones Unidas condenan estos ataques y piden que los autores rindan cuentas a y que se haga justicia a los supervivientes. Los trabajadores humanitarios no son un objetivo.

Mark Lowcock, el Secretario General Adjunto para Asuntos Humanitarios y Coordinador del Socorro de Emergencia, dijo: "Damos las gracias a los trabajadores humanitarios de todo el mundo en su importante y valiente desempeño en primera línea. Salvan vidas todos los días, y a medida que nuevos desafíos y crisis se suman a los existentes, su perseverancia es una inspiración. Es primordial protegerles para asegurarnos que podamos atender a las personas más necesitadas. La mejor manera de rendir homenaje a los trabajadores humanitarios es financiando su trabajo y garantizando su seguridad".

Este año el Día Mundial Humanitario coincide con la lucha global contra la pandemia de COVID- 19. Para rendir homenaje a los esfuerzos de los humanitarios, en particular locales, OCHA y sus socios presentan historias personales de algunos de los #RealLifeHeroes que están redoblando esfuerzos para enfrentar estos desafíos.

Entre ellos figuran refugiados que, como trabajadores sanitarios, desempeñan un papel esencial en la respuesta a la pandemia; los trabajadores sanitarios del Ébola que intervienen en la lucha contra COVID-19; y los médicos y enfermeras que siguen prestando una atención sanitaria esencial a las mujeres y los niños.

Lea sus inspiradoras historias aquí: www.worldhumanitarianday.org

 

Contactos de prensa
Entidades de la ONU involucradas en esta iniciativa
OIM
Organización Internacional para las Migraciones
OCHA
Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios
OPS/OMS
Organización Panamericana de la Salud
ONU
Naciones Unidas
ACNUR
Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados
UNICEF
Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia
PMA
Programa Mundial de Alimentos
OMS
Organización Mundial de la Salud