COVID-19: Un año de las Naciones Unidas trabajando para que nadie se quede atrás